sábado, 28 de julio de 2012

Hormocaos

En el bello desastre de la finitud etérea
se contagian los axiomas de eufemismos temporales.
Se contagian las pizarras de polvos universales
estos, nosotros, vómito de venérea.

Y los cauces del orgasmo caótico escondido
del acierto que equilibre las potencias repentino
por el temor del filo, sofo del verbo divino,
baten olas risueñas en el pezón del olvido.

En el bello desastre de la finitud etérea.
En el sello de sastre de la exactitud corpórea.
En el vello de este sastre que olvidó sus pantalones.

Se contagian los techos de carcoma sin mesura.
Se mezclan, serrines, con los ombligos ajenos.
Se lloran, se gritan, las tizas en la basura.

15 comentarios:

  1. Tus sonetos son arrebatadas proclamas equidistantes entre el ocaso de los clásicos y el alba de los malditos. Lugar: un barrio herético y blasfemo del París intemporal. Música: digamos Debussy (aunque también valdría Mahler).

    Perfecto. Venéreo. Iconoclasta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buena elección la tuya de un lugar para quedarme. Estupenda banda sonora para las andanzas. Eso sí que sería perfecto...
      Gracias, Juan!

      Eliminar
  2. Vendaval de caricias y detonaciones en medio de una noche en el peor de los abriles. Empezamos a apretar las almohadas con los dedos más ansiosos que existan en esta puta vida.
    ¿Hay alguien tocando a la puerta?, maldición...


    (Un beso)

    ResponderEliminar
  3. Un orgasmo bien merece una vuelta al mundo y luego volver al olvido.
    Puede ser que por todo ello me retiré a mi guarida...
    Impresionante.

    Besos y aplauso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vuelta al mundo en párpado estático. También se puede desde las guaridas, sábanas y mesitas de noche.
      Gracias, maja.
      Besos!!

      Eliminar
  4. El infinito del espacio condensado en "nosotros, vómito de venérea." Me ha encantado, un beso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco vómito sí que somos. Aunque a unos les pille en ayunas y a otros con la tripa dinamitosa.
      Un beso!!

      Eliminar
  5. El mundo está falto de orgasmos...

    Saludos y buen domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Falto de esenciales y sobrado de caprichos.
      Buen ´¿¡¿miércoles?!?
      Un besín!!

      Eliminar
  6. En el soneto, tan original como orgiástico, juegas con la palabra y la fonética, te apoderas de la contemporaneidad y la originalidad, incluso haces una rima perfecta consonante cuya tónica se queda atrás. Y dices las verdades, y es orgásmico.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :)
      Disfruto tanto haciendo estas cosas, Marc... Me valen tanto...se llamen como se llamen. (Orgásmicos tus comentarios)
      Un besín!

      Eliminar
  7. Trepar un seductor calvario por morder los vestigios empíricos del deseo en cada clave de piel.
    Me gusto mucho su blog.
    Saludos.
    Viaje [x] la colgadera.

    ResponderEliminar
  8. es una maravilla.
    bravo¡¡¡
    un abrazo.

    ResponderEliminar